Máxima precisión en la soldadura láser

Nuestros accionamientos de alto rendimiento garantizan una precisión máxima en los productos de Balliu MTC

Las instalaciones de corte y soldadura láser exigen una máxima precisión en el transporte y el posicionamiento. De ahí que Balliu MTC utilice sistemas de piñón-cremallera de WITTENSTEIN.

La soldadura láser requiere una tecnología de accionamiento de alta precisión

En la construcción de máquinas se utiliza con preferencia la soldadura láser debido a que los componentes pueden trabajarse de forma precisa y con una alta calidad. Sin embargo, precisamente este método plantea máximas exigencias al fabricante de la máquina: el transporte y posicionamiento de las piezas deben realizarse al milímetro. Este es precisamente el motivo por el que la empresa belga Balliu MTC utiliza accionamientos de altas prestaciones de WITTENSTEIN.

WITTENSTEIN S.L.U. - Parque Empresarial "MasBlau", C/ Bergueda 1, esc. A, Modul. 4

+34 93 479 1305

+34 93 478 7636

Balliu MTC: tecnología láser para aplicaciones con una exigencia extrema

El negocio principal de Balliu MTC es el diseño y la construcción de máquinas láser 2D y 3D para el corte, la soldadura y el revestimiento de placas, perfiles o piezas. Casi 30 años de experiencia en la tecnología láser le han permitido ganar un know-how extraordinario y una máxima competencia. Así pues, no es de extrañar que el innovador departamento de investigación y desarrollo de Balliu MTC cree soluciones que marcan continuamente pautas en materia de productividad. La empresa ofrece su amplia gama de máquinas estándar y especiales a clientes de todo el mundo.

Trabajo de precisión: posicionamiento de pórticos con sistema de piñón-cremallera

Balliu MTC ha construido para un fabricante de trenes hindú una máquina de corte y soldadura láser que produce de forma totalmente automática laterales para vagones de 25 metros de longitud. A pesar de las enormes dimensiones, los componentes deben moverse con una precisión milimétrica, ya que de lo contrario se producen problemas en las operaciones de soldadura. También con la misma exactitud deben posicionarse los pórticos que transportan los laterales de una estación de trabajo a la siguiente.

Precisión de posicionamiento innovadora

Posicionamiento de pórticos con una alta precisión – Esta tarea la solucionan a la perfección los sistemas de piñón-cremallera de WITTENSTEIN. A ambos lados de los pórticos va montado un sistema de accionamiento por piñón con cuatro cremalleras consecutivas de dos metros cada una. La distancia entre los dos lados es de siete metros. La precisión de posicionamiento en esta distancia es de una décima de milímetro. Esto hace posible los cortes de alta precisión de las ventanas, puertas y botones, y garantiza una soldadura exacta de los laterales. Las instalaciones de Balliu MTC no solo marcan pautas en cuanto a precisión, sino también en eficiencia: mientras que en la producción manual con 20 empleados en la fábrica hindú se requieren tres días para un lateral, las máquinas de Balliu MTC solucionan esta tarea en alrededor de una hora y de forma totalmente automática.

WITTENSTEIN impulsa la técnica de accionamiento

Los técnicos de Balliu MTC habían tenido ya buenas experiencias con sistemas de piñón y cremallera: ya hace más de 10 años la empresa vendió en la India máquinas similares con esta técnica de accionamiento. Entretanto se ha avanzado mucho: antes, las cremalleras tenían una longitud de medio metro y actualmente son de dos metros. Esto simplifica mucho la instalación. También la precisión mecánica ha mejorado considerablemente: los piñones son un 50 por ciento más pequeños. Esto significa un error de accionamiento mecánico mucho menor y hace que el accionamiento sea en total más rígido. También las máquinas actuales de Balliu MTC son más dinámicas y precisas.

Mejores soluciones trabajando juntos

Prácticamente cada una de las instalaciones láser de Balliu MTC está adaptada a las necesidades de sus clientes. Por esa razón, la empresa mantiene un colaboración estrecha con WITTENSTEIN. Juntos definen requerimientos específicos en precisión, dinámica y carga del accionamiento y desarrollan soluciones perfectas. Este intenso intercambio es muy fructífero para ambas partes y genera un mayor número de ideas en menos tiempo.